domingo, abril 30, 2006

Soy-Miguel Ayala, poeta invitado


Soy

Soy un muñeco de trapo, pies de fieltro,
pupilas ungidas en gas pimienta
vértebras hiladas a macanazos.

Linea paralela en el pavimento
llovizna de algodón ensangrentado
una diminuta esquela en tu memoria.

Soy noticia que perspira en vertical
voz nacida de un parto de amapolas
inmune al chantaje y la prepotencia.

Manifiesto del destino riqueño
pitirre de un cielo libre e insondiable.
Soy... todo lo que la vida te negó.

Miguel A. Ayala

Somos un pueblo grande, una nación que no se rinde y unidos
campearemos esta tromenta y las que restan, a sus órdenes, Miguel.
poeta puertorriqueño

jueves, abril 27, 2006

Poema: Ecuación para estos momentos--por Carlos Esteban Cana, poeta invitado



Ecuación para estos momentos


Permita el Universo la bendición
infinita del Kairos, y esta babel
que nos arropa ceda ante la mirada
primigenia y entusiasta de los niños.

He visto al pájaro carpintero
picotear con alegría el fondo
de la barca que habitamos.

¿Por qué La Gracia Divina
nos instala con Virgilio, El Poeta,
y resulta imposible el sueño?

¿Acaso liberamos un Karma Colectivo
y pagamos una pasada arrogancia
que desata estas fuerzas del destino?

Permita el Universo la bendición
infinita, necesaria, del Kairos.
Mirada Primigenia, Entusiasta.
Vigía, Esperanza, Oración.



Carlos Esteban Cana
escritor y editor puertorriqueño

miércoles, abril 26, 2006

Oración del pueblo-por Marioantonio Rosa, poeta invitado


ORACION DEL PUEBLO


...pueblo mio, que estás en la colina


Hoy nos levantamos en gritos;
en la firmeza de todos los aires.
Del pan y el corazón, tenemos las armas
los ojos para el duelo
la victoria como piel, la libertad como escudo.

Las mentiras no regresan,
ni la boca que hizo su sombra nombrándolas.
Ya no exste el oficio político, le dimos un silencio,
y una luna de conjuros amargos
y un mapa con los respiros perdidos.

Del pan, la madre y el hijo tenemos el cántico,
el obrero, el estudiante, el maestro,
las pisadas de la luz en muchedumbre
buscándose en la justicia

ellos, los mentirosos,
mesías de los escorpiones,
blanqueadores de quimeras, no volverán,

porque la muerte invocada por el pueblo
es como la espada en la altura del sol:

QUEMA
LIMPIA
LIBERA,

y no se conoce el retorno de la ceniza.

Marioantonio Rosa
San Juan, Puerto Rico

sábado, abril 22, 2006

Noche de bodas


Noche de bodas

“…ya no estás a mi lado corazón
en el alma sólo tengo soledad”.

Carlos Almarán, canción popular


Es la historia de un amor como no hay otro igual, que me hizo comprender todo el bien todo el mal… ¡Nuestra canción! Todavía no sé cómo ella me perdonó tantas putadas. Mírala qué hermosa se ve, es una puritita hembra. Siempre fuiste la razón de mi existir… Siendo novios, se preocupaba de prepararme la cena, hasta me planchaba las camisas, nunca me peleaba por nada. Y en tus besos yo encontraba, el calor que me brindaba, el amor y la pasión…

El traje de novia le queda hermoso, parece una princesa dormida. Tremenda noche, pero demasiada bebida. No debí fijarme en el suculento trasero de la camarera. ¡Qué tentación! Adorarte para mí fue religión… Ella conversaba con sus amigas, yo me encerré en el baño con la culoncita, todo fue perfecto, iba a ser mi última pegá de cuernos, hasta que el cabrón lavamanos cedió. Fue un alboroto, entro mi amada al baño, me vio con los pantalones abajo y a la maldita en el piso llorando y subiéndose las panties medias. Que le dio luz a mi vida, apagándola después…

Me recriminaste y gritaste delante de todos, eso no se le hace a un hombre, se me nubló la mente, baby, sabes que no soy así, sé que te golpeé muy fuerte al llegar a la habitación. No quise hacerlo, sabes que soy un hombre… ¿Estás viva? Puñetera noche de bodas, ¿Ahora, qué hago? sabes que te amo, si no me perdonas me voy pa´ la mierda contigo. No te mueras, no puedes hacerme esto. Ay, qué vida tan oscura, sin tu amor no viviré…


Ana María Fuster

miércoles, abril 19, 2006

Réquiem por un reflejo

Réquiem por un reflejo

¿Cuál es la duración de un reflejo? Será relativo a la intensidad de los sueños o tan sólo un mero truco circunstancial de la vida. En cualquiera de los dos casos puede ser una verdadera catástrofe para quien cae accidentalmente en esa jugada. Jugué a los errores como quien juega al parchís, o peor aún al póker, pero me retiré de la mesa cuando comprendí la posibilidad de mi otredad.

Mi caso tiene que ver con la misma incomprensión ante las posibilidades de lo cotidiano y la necesidad de vivir, pero la imagen frente a los espejos puede ser opuesta a la voluntad, aunque imagen es una cosa y reflejo pueden ser tantas otras… máxime cuando el amor está de por medio y comprendí que estábamos finalmente vivas.

Mi reflejo crecía en mi vientre, nueve meses de espera fueron casi seis. Él me miraba, como yo a él, mi reflejo se convertía en una pequeña ilusión. Un accidente convirtió sueños en sangre, y la ventana se cerró. Descubrí que la morfina no sirve para los dolores de una madre sin espejo. Desperté en dos o tres horas, él dormía sobre mi pecho. Quizás lo oí llorar durante mi inconsciencia, acaricié su espalda y su sonrisa triste me pintó la palabra muerte. Sus ojos vacíos miraban hacia la pared. Comprendí que ambas estábamos muertas.


Ana María Fuster

Gemir sueños--Botella 20

Botella 20

¿Duerme la palabra? Un vientre poblado de estrellas se deshoja, la soledad llueve y volar se hace pesado. Escondo mi reflejo mientras suda deseos a través de un espejo oscuro.
Comprendo el amanecer una mirada, así como el gemir de tantos sueños. ¿Será la piel presagio de un espejismo consumido en versos? Mi otredad iluminada también reposa.
Queremos llegar al puerto, pero aún no escuchamos los susurros de la noche. El faro sobre la espuma de plata pinta libertades. Mañana despertaremos sobre el mapa esperado. Un gorrión despierta...


Ana María Fuster

miércoles, abril 12, 2006

Iva Yates-escritora invitada-desde el mundo bloggero



Un volcán inactivo

por Iva Yates

En el baño, navaja en mano, agua caliente sobre el pubis, enjabono el vello que cubre el monte y reemplazo a la mujer con la adolescente perdida. Va tiempo que no me tocas como lo hacías entonces, cuando nos conocimos. Las hormonas hacían de nosotros lo que querían. Entonces ambos estallábamos una y otra vez, una y otra vez estallábamos hasta que nuestras lavas se mezclaban para unirnos. ¿Y ahora, por qué no consumes mi lava espesa, efervescente, exquisita?¿Por qué te conformas con los restos de una caldera extinta?

Con un poco de crema, quedé lisa, tan lisa como la seda. Pienso en masturbarme para llegar a ti mojada, sin preámbulos. Estoy lisa, como cuando nos conocimos. Sólo pensar en como tu pene me atravesará me excita. Me palpo, tersa, ni el terciopelo se acerca a la suavidad que he adquirido. Salgo del baño, decidida a acabar la pseudo-virginidad que me has impuesto. Duermes. Paso la mano entre las piernas; sale mojadísima. Tu sexo inerte es una injusticia.


Iva Yates es periodista de negocios independiente y estudiante de creación literaria. Su otra pasión es viajar y por ahora le falta visitar dos de los cinco continentes.
Visita el blog de Iva Yates
http://pinakotheken.blogspot.com/
Feliz Cumpleaños!!!

Cuadro-desnudo de Gustav Klimt

lunes, abril 10, 2006

Botella en luto

Botella 17

El luto desvela un sol oscuro, los recuerdos quedan incinerados, volverá a girar el reloj de los sueños, unas pisadas se acercan a la soledad del poeta, y mi espejo refleja la otredad, arrojo palabras al viento, ahora duermo nuestra espera…

Ana María Fuster

domingo, abril 09, 2006

Mensajes embotellados... ¿dónde estará mi puerto?

Botella 14


Cenizas, todo un cuerpo puede caber en una bolsita de plástico, el zip lock para un poema urbano, una cajita de cristal para los versos más románticos, y puedo escribir los versos más tristes esta noche, por ejemplo las estrellas lagrimean el abandono de mi vientre y la muerte desgarró la noche de mis silencios, pero Neruda no puede consolarnos, tenemos que nacer de otro poema y es que el poeta lo sabía.

Somos polvo en el viento, el aire puede asfixiarnos si la lluvia nos congela, y seguimos a la deriva, porque la carne cabe en un puñado sobre un escritorio de madera, no importa cuánto lloremos, aún estamos solos, nos hemos abandonado. Los periódicos siguen profanando la sangre de un pueblo que no encuentra su hogar, una isla negra debe buscar la luz, pero no lo hace…


Arena, polvo, cenizas, un minúsculo granito de oro, aún así esperaré…

Ana María Fuster

lunes, abril 03, 2006

Te invitamos a peregrinar entre las sombras de Abdiel Echevarría y micrófono abierto-sábado 8 de abril de 2006


Micrófono abierto...
Te invitamos a la presentación del poemario
Peregrino entre sombras
(Ed. Publicaciones puertorriqueñas, 2005)
del poeta puertorriqueño
Abdiel Echevarría
presentación y estudio crítico a cargo
del poeta, crítico literario
y secretario del Pen Club
Marioantonio Rosa
y de la editora y poeta
Leticia Ruiz
lectura de poemas del autor
por Ana María Fuster
Habrá micrófono abierto
están todos invitados a leer y compartir sus poemas

Sábado 8 de abril de 2006
4:00 pm
Librería Mágica
Río Piedras, Puerto Rico

sábado, abril 01, 2006

Nuestras voces se liberan y la palabra peregrina tierras vecinas





Primera fila

Auge exterior de la literatura puertorriqueña


PRIMERA HORA > ASI
sábado, 18 de marzo de 2006


por Nelson del Castillo



# La literatura puertorriqueña, con algunas excepciones, solía mantenerse enclaustrada en la geografía nacional, si descontamos los saltos esporádicos a Estados Unidos, que es otra historia. A muy pocos autores nuestros se los encontraba uno en la vitrina o en los anaqueles de una librería en México, Buenos Aires, Madrid, Santiago de Chile o Bogotá. Lo sé, porque es un ejercicio que suelo hacer cuando viajo.

Muchas podrían ser las razones para esto, pero la principal es que, con salvados casos, se producen muchos libros para el consumo interno y hasta hace poco había un limitado intercambio con el exterior, como el que han mantenido el poeta Vicente Rodríguez Nietzsche y otros integrantes del grupo Guajana en República Dominicana y Cuba.

Los tiempos cambian para bien. Aparte de que hay una Feria Internacional del Libro de Puerto Rico, que ha conseguido sortear todos los obstáculos tendidos para que naufrague ante la incapacidad de algunos para valorar su importancia, la tecnología ha contribuido a diseminar determinadas producciones literarias.

Hay ciertos nombres fetiches en la literatura nacional, como Luis Rafael Sánchez, figura cimera que goza de sólida reputación internacional; Rosario Ferré, Mayra Montero o Luis López Nieves, cuya presencia es reclamada desde distintas naciones de América debido a su más reciente obra, "El corazón de Voltaire", que ya está en su segunda edición bajo el Grupo Editorial Norma.

No hace tanto, Dalia Nieves Albert despertó el interés de la editorial mexicana Diana para publicar dos de sus poemarios, y Etnairis Rivera realizó un recorrido de lectura de poemas por la geografía sur de América, que alcanzó hasta Chile.

En estos días, Mayra Santos Febres se convirtió en primera finalista del décimo "Premio Primavera de Novela", de la editora Espasa, con su novela "Nuestra señora de la noche", que será lanzada próximamente en España.

Varios creadores puertorriqueños han logrado una llamativa presencia en Uruguay, a través del contacto con editoriales como a Brace, en una expansión permanente del escenario latinoamericano, como ha hecho María Juliana Villafañe en Venezuela, Perú y Argentina.

El poemario "Ensayo sobre las cosas simples", de Mairym Cruz-Bernall, sólida voz de su generación, acaba de ser publicado por la colombiana Común Presencia Editores.

Precisamente, este libro será presentado el próximo martes, a las 7:30 de la noche, en la Casa Aboy, en Miramar, centro propulsor de las artes y las letras nacionales bajo la batuta de Marisa Rosado.

La presentación de "Ensayo sobre las cosas simples", que forma parte de la Colección Los Conjurados, será responsabilidad del doctor Marcelino Canino Salgado y en la actividad, que tendrá como maestro de ceremonias a Max Resto, estará el director de Común Presencia Editores, Gonzalo Márquez Cristo.

La autora, que desde 1993 ha estado muy activa en el ambiente literario puertorriqueño, cuando creó el grupo Puertas, que se prolongó por seis años, ofrece en esta obra el retrato de "una mujer a distancia, tratando de despojarse de las cosas que están de más –que después de todo, es casi todo–, mira por las rendijas de su vida".

"A medio vivir, ella se levanta aún viva, anciana y joven, amante y abandonada, madre y sola, con los hijos idos y los maridos idos... a mirarse a sí misma en el espejo vigilado", expone Mairym Cruz-Bernall a PRIMERA HORA. "'Ensayo sobre las cosas simples', pudiera ser una despedida de aquellas cosas que pesan en la vida, historias que repasa para ser olvidadas. Es una mirada pero no hacia atrás, hacia delante".

Esta escritora mayagüezana mantiene una presencia internacional con libros como "Soy dos mujeres en silencio que te miran" (Torremozas, Madrid, 1998); "Encajes negros" (Casa del Poeta Peruano, Lima, 1999); "Querida amiga, querido amigo" (junto al cantante Danny Rivera, Isla Negra Editores, San Juan, 1999); "Alas de islas" (Oveja Negra, Bogotá, 2003), y "Enferma de mi deseo" (Fondo de Cultura Económica, edición continental, México, 2006).

Este amplio impulso más allá de nuestras fronteras marinas que ha logrado la literatura puertorriqueña se refleja igualmente en el ensayo que sobre la novela "Réquiem" (Isla Negra editores, 2005), de Ana María Fuster Lavín, ha vertido el intelectual uruguayo Luis Víctor Anastasía:

"El hilo conductor de este libro de cuentos y de sus capítulos –sus cuentos urbanos, que tienen un perfil de leyenda urbana por el terror que llevan en su cola–, tiene la movilidad de las secuencias cinematográficas: rápido y restallante, el tiempo de las vidas cuenteadas va y viene, años adelante y años atrás. Éste es un procedimiento artístico y es también una metafísica y una lógica de ese procedimiento".


En su ensayo, el poeta apunta que Ana María Fuster experimenta la enorme piedad, las intuiciones y simpatías para todos en "la experiencia creadora de su novela cuentada y la hace así motivo de su propia intención artística y motivo de la ética que llevan el hilo en paralelo con los cuentos urbanos que integran este 'Réquiem', que es cuenteada porque su novela de los destinos necesita de los cuentos como el collar necesita de las cuentas".


Como vemos, la literatura puertorriqueña se encuentra en un momento de fulgor que traspasa las fronteras de Nuestra América; momento que debe ser aprovechado por los creadores para potenciar sus obras.

Fotos
1. Mayra Santos-Febres
2. Mairym Cruz Bernall
3. Portada Réquiem
a la venta en http://www.islanegra.com bajo la colección el rostro y la máscara