martes, junio 05, 2007

Entrevistada por Yolanda Arroyo desde sus Boreales


Foto de Ana María Fuster, tomada por Yolanda Arroyo

http://narrativadeyolanda.blogspot.com/2007/05/el-cliz-de-la-nueva-literatura_31.html#comments


El Cáliz de la nueva literatura Puertorriqueña (Parte V)

Serie de opiniones sobre el Arte de escribir
Por Yolanda Arroyo Pizarro




La amiga Ana Maria Fuster Lavín nos cuenta cuándo comenzó a escribir y cómo se dio:


“Comenzó con esa pasión por leer, soñar despierta, no tenía hermanas para contarles mis inventos, sólo dos hermános bastante mayores que yo y de ahí a escribir un paso. Comencé quizás en las clases de historia de la high school, pues yo escribía en la libreta la versión según me la imaginaba de los hechos marginales, si tal gobernador estaba casado con tal dama de sociedad, el libro no decía nada más y yo me inventaba parlamentos entre ellos, me costó algún regaño tonto de la maestra Baéz … Ya desde los 8 años yo me tomaba “prestados” los libros del cuarto de mis hermanos, pues me aburría como mi mamá mima a Rosa…

Podría decir que comencé con la literatura oral así como en la prehistoria. Era niñera a los 15 años, baby sitter, y entretenía a las gemelas contándoles historias, cuentos en el aire. Quizás por esa propia fascinación que poseía por los libros. Escribir con esa pasión y necesidad fue ya en la universidad, con mucha pasión y adicción, desde los 24 años…”




También ha contestado las preguntas típicas para Boreales:
1. ¿Por qué escribes?

Difícil es definir las pasiones, obsesiones, sueños y pesadillas, y ese síndrome de los silencios y susurros interiores, que no paran de hablarme. Diagnóstico loca y cuentista crónica. Contestar por qué escribo, es preguntar para qué respiramos, para qué sirven las alas de las gaviotas, escribir es la justificación que tengo para vivir para ser libres y poder vivir la eternidad en un papel así como el amor en una palabra, así como amo a mi pequeño hijo y me descubre nuevamente la magia del descubrimiento. Quizás escribo por timidez, pero siempre por pasión, es como una enfermedad sin remedio, soy adicta a escribir cuentos, poemas, ensayos, cartas. Inventar nuevos mundos, escribiendo soy dueña del tiempo, del espacio, de la frontera entre la vida y la muerte. En realidad, Yolanda, y citando el inicio del discurso de Paul Auster al recibir el Premio Príncipe de Asturias de las Letras 2006: “No sé por qué me dedico a esto. Si lo supiera, probablemente no tendría necesidad de hacerlo.”


2. ¿Qué papel juega la imaginación en la tarea y en la vida de un escritor?


“Esa necesidad de hacer, de crear, de inventar es sin duda un impulso humano fundamental.” Dijo también Paul Auster en su discurso del Príncipe de Asturias. La imaginación lo es todo, los sueños despiertos. Las lecturas que hacemos, el cine y nuestro alrededor, lo que vemos y escuchamos. Estamos constantemente recibiendo sensaciones, impulso, viviendo intensamente hasta el verso más sencillo, la conversación con una amiga, las pasiones y hasta los titulares de periódico. Esa imaginación, esa capacidad de sorprenderse, de maravillarse, se transmite a través de la palabra, luego se moldea con la disciplina, de corregir de releer. La imaginación lleva al arte. La vida de un escritor, es como cuando le leo un cuento a mi niño miguel, o vemos una película juntos, y luego el me la cuenta a su manera, o me dice mamá yo soy todos los personajes de la película, un día es bombero, otros astronauta y camina por las calles sin gravedad, otros es darth vader, y veo su sonrisa….


3. ¿Se le pueden agotar los temas a un escritor? ¿Por qué?

Siquiera he pensado en la posibilidad, eso sería ver la vida con gríngolas, pero definitivamente para el escritor no hay límites. Las voces internas siempre nos hablan de los secretos en las sombras de los demás. No creo en la posibilidad del fin de los temas, siempre hay algo que contar, que escuchar, que ver, que leer. Dos personas son incapaces de ver la misma realidad, los mismos intereses perspectivas. Eso sería morir de aburrimiento…

posteado por Yolanda Arroyo Pizarro jueves, mayo 31, 2007
Visita el web.blog de esta extraordinaria escritora y corresponsal cultural

http://narrativadeyolanda.blogspot.com/

2 comentarios:

Madam dijo...

Lo dije allá y lo digo aquí, eres fabulosa mujer! Hay que escribir y vivir con intensidad, como tú lo haces. Un beso.

Ana María Fuster dijo...

Especialmente vivir...
gracias mi hermana querida.